REFLEXIÓN: LA SOBERBIA Y NUESTRA FRAGILIDAD

REFLECTION: PRIDE AND OUR FRAGILITY

Rossi Er
Columnista

A veces nos sentimos tan privilegiados, especiales e incluso tan importantes porque tenemos un cargo, un empleo o una posición laboral o económica mejor que muchos, qué sí no poseemos la madurez, empatía, y un equilibrio sólido en las bases de nuestra humanidad, podemos caer en el enaltecimiento de nuestro propio ego iniciando un descenso lento pero inexorable por el camino del egoísmo, la soberbia, la falta de humildad y la injusticia.

Sometimes we feel so privileged, special and even so important because we have a position, a job or a job or economic position better than many, what if we do not have the maturity, empathy, and a solid balance in the foundations of our humanity, we can fall into the exaltation of our own ego initiating a slow but inexorable descent down the path of selfishness, pride, lack of humility and injustice.

Esto conlleva a comportarnos de manera altiva e insensible, a obrar en forma poco equitativa sin detenernos un instante a pensar y valorar las circunstancias, esfuerzo y sentimientos de los demás en su lucha diaria por alcanzar sus propias metas y sueños, que también son igual de valiosas e importantes que las nuestras.

This leads us to behave in a haughty and insensitive way, to act unfairly without stopping for a moment to think and value the circumstances, efforts and feelings of others in their daily struggle to achieve their own goals and dreams, which are also just as important. valuable and important than ours.

Esos lapsus de falta de empatía y afecto por el prójimo causan fisuras, brechas, heridas y resentimientos en las relaciones con quienes interactuamos cotidianamente, sea en el trabajo, con los amigos, conocidos, o nuestra propia familia; Por lo tanto No es sano perder la perspectiva, ni difuminar nuestra esencia en el paisaje sombrío de la soberbia, el orgullo o la altivez.  Hay que recordar que seguimos siendo seres expuestos al cambio constante, al fluctuar de la vida y sus circunstancias; que nuestra eternidad está limitada por el tiempo… Que somos fragilidad mortal ¡ante la majestuosidad del universo!

These lapses of lack of empathy and affection for others cause fissures, gaps, wounds and resentments in the relationships with whom we interact on a daily basis, be it at work, with friends, acquaintances, or our own family; Therefore, it is not healthy to lose perspective, nor to blur our essence in the gloomy landscape of arrogance, pride or haughtiness. It must be remembered that we are still beings exposed to constant change, to the fluctuation of life and its circumstances; that our eternity is limited by time … that we are mortal fragility before the majesty of the universe!

Derechos reservados de autor

Colombia

Junio 28 – 2021

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .